Los mercados financieros seguirán a la expectativa del comportamiento de los bonos en EUA, después de la recuperación de sus precios y la caída que tuvieron los rendimientos (TSY10Y) desde 1.744% de finales de marzo a 1.662% el 9 de abril. Habrá que ver si la inflación de marzo que reportarán este martes en Estados Unidos no influye sobre el comportamiento de los precios.

Para la Bolsa neoyorquina que alcanzó nuevos máximos históricos la semana pasada en dos de los tres principales índices, tendrán que justificar las valuaciones de las acciones con los resultados que empiezan en una mayor proporción a mediados de esta semana con los principales bancos de ese país, los cuales podrían mostrar un mejor desempeño en sus resultados que en los trimestres anteriores.

Al cierre del viernes, los tres principales índices de Wall Street cerraron la semana con ganancias promedio de 3.78%, destacando el Nasdaq con 4.93%, por lo que esta podría ser una semana con menor dinamismo.

En México, la bolsa medida por el índice S&P/BMV IPC solo ganó 0.81% en la semana, cerrando el índice en 47,628 puntos, frenado por una resistencia ubicada alrededor de los 48,200 puntos. Técnicamente, concluyó la semana en su promedio móvil de un mes, mientras que sus indicadores técnicos de corto y mediano plazo quedaron con ligeras señales de baja, por lo que es importante que respete los 47,600 puntos donde tiene el promedio móvil de un mes, mientras que al alza tiene que superar los 48,200 puntos al cierre y con mayor volumen respecto a la semana pasada.

En el mercado de divisas, el dólar cerró la semana con debilidad al quedar el índice DXY en 92.18 puntos, lo que le representó una pérdida de 1.13 frente a la canasta de seis monedas, y con respecto al cierre de marzo.

En México, el tipo de cambio cerró en $20.203, con ganancia de 1.06% contra el cierre de marzo, y podría buscar el soporte de $20.00 después de cotizar en mínimos de $20.07 el jueves.

Menú